sábado, 16 de febrero de 2008

Anne Sexton. Deseando Morir.




Ahora que lo preguntas, la mayor parte de los días no puedo recordar.
Camino vestida, sin marcas de ese viaje.
Luego la casi innombrable lascivia regresa.

Ni siquiera entonces tengo nada contra la vida.
Conozco bien las hojas de hierba que mencionas,
los muebles que has puesto al sol.

Pero los suicidas poseen un lenguaje especial.
Al igual que carpinteros, quieren saber con qué herramientas.
Nunca preguntan por qué construir.

En dos ocasiones me he expresado con tanta sencillez,
he poseído al enemigo, comido al enemigo,
he aceptado su destreza, su magia.

De este modo, grave y pensativa,
más tibia que el aceite o el agua,
he descansado, babeando por el agujero de mi boca.

No se me ocurrió exponer mi cuerpo a la aguja.
Hasta la córnea y la orina sobrante se perdieron.
Los suicidas ya han traicionado el cuerpo.

Nacidos sin vida, no siempre mueren,
pero deslumbrados, no pueden olvidar una droga tan dulce
que hasta los niños mirarían con una sonrisa.

¡Empujar toda esa vida bajo tu lengua!
que, por sí misma, se convierte en pasión.
La muerte es un hueso triste, lleno de golpes, dirías,

y a pesar de todo ella me espera, año tras año,
para reparar delicadamente una vieja herida,
para liberar mi aliento de su dañina prisión.

Balanceándose allí, a veces se encuentran los suicidas,
rabiosos ante el fruto, una luna inflada,
Dejando el pan que confundieron con un beso
Dejando la página del libro abierto descuidadamente
Algo sin decir, el teléfono descolgado
Y el amor, cualquiera que haya sido, una infección.


Anne Sexton nació en Newton, Massachusetts, en 1928. En 1960 publicó su primer libro de poesía, To BedIam and Part Way Back, al que siguieron otros nueve, entre ellos All My Pretty Ones (1962) Live or Die (1966); Love Poems (1969) The Book of Folly (1972) y The Death Notebooks (1974), además de tres libros póstumos. En 1963 recibió el American Academy of Arts and Letters Award y en 1967 los premios Shelley y Pulitzer, En 1968 fue distinguida por la Universidad de Harvard por la totalidad de su obra. Profesora de la Universidad de Boston desde 1964, se quitó la vida en 1974.

El Asesino y Otros poemas. Icaria Editorial. Traducción de Jonio González y Jorge Ritter.

4 comentarios:

Ismael dijo...

Excelente trabajo, como siempre viniendo de ti. Enlazaré este nuevo blog al mío. Ese libro de Anne Sexton publicado en Icaria lo poseo. Desgraciadamente en este país de palurdos sólo está traducida esa antología, y para colmo de males está agotada. Yo me hice con las obras completas de Sexton en inglés, eso sí en www.laie.es.Menos mal que Bartleby se está tomando en serio la poesía norteamericana, que aunque ahora esté de moda, nos vienen muy bien las traducciones de Olds, Anne Michaels, Carver y compañía. Besos.

steppenwolf dijo...

Que tengais suerte en vuestra andadura, lo que no dudo a la vista del comienzohttp://steppenwolf-vientosdelpueblo.blogspot.com/

Camille Stein dijo...

Alejandra Pizarnik y Sylvia Plath, otras dos memorables poetisas suicidas.

C. dijo...

qué bueno este blog,
al leer este poema he recordado cuando leí, siendo jovencita, a Anne Sexton, también a pizarnik, plath, etc...

Un besito, safrika.
(Soy Aime)